fbpx

10 Principales Causas de la Disfunción Eréctil

10-principales-causas-de-la-disfuncion-erectil

Aspectos básicos

La disfunción eréctil se define como la incapacidad de lograr o mantener una erección necesaria para un rendimiento sexual satisfactorio. Se calcula que afecta a unos 18 millones de hombres sólo en Norteamerica. Aunque la disfunción eréctil puede afectar a hombres de cualquier edad una vez superada la pubertad, es más común en hombres de más de 40 años y su probabilidad aumenta con cada década que pasa.

La pregunta más frecuente que se hacen los hombres cuando experimentan cualquier forma de disfunción eréctil es: “¿Por qué me pasa esto?”. Aunque su médico o profesional sanitario es el único que puede responder realmente a esta pregunta (después de verle, examinarle y hacerle algunas pruebas), a continuación le ofrecemos una guía de las causas o riesgos más comunes de la disfunción eréctil en la mayoría de los hombres.

¿Tiene usted disfunción eréctil?

Cualquier hombre, independientemente de su edad, puede experimentar una disfunción eréctil. A veces es temporal, y otras veces la disfunción eréctil es una condición más persistente. Mucho depende de la causa (o causas) subyacente de la disfunción eréctil.

Las 10 principales causas de la disfunción eréctil

1) La edad

Al igual que ocurre con muchos problemas de salud, la disfunción eréctil es más frecuente a medida que se envejece. Mientras que entre el 2% y el 12% de los hombres de 40 años experimentan algún tipo de disfunción eréctil, este porcentaje aumenta con cada década de vida. De hecho, más de la mitad de los hombres mayores de 70 años experimentan algún síntoma de DE.

2) Estilo de vida sedentario y obesidad

Lo sé. Probablemente ya sepa que el sobrepeso es malo para la salud. Pero, ¿sabía que el sobrepeso hace que su cuerpo convierta la testosterona en estrógeno? Esta es una de las razones por las que los científicos creen que la obesidad y un estilo de vida sedentario (poco o nada de ejercicio, elección de alimentos poco saludables, etc.) pueden provocar problemas de disfunción eréctil.

Afortunadamente, se trata de un problema reversible. Con el apoyo adecuado, puede perder peso y empezar a hacer más ejercicio. A medida que lo haga, probablemente notará que sus erecciones mejoran y duran más. No obstante, consulte siempre a su médico antes de empezar cualquier dieta o plan de ejercicios.

3) La diabetes

La diabetes es un diagnóstico tan abrumador por muchas razones y, por desgracia, la disfunción eréctil es uno de los problemas médicos con los que a menudo tiene que vivir un hombre con diabetes. Cuanto más tiempo tenga la diabetes (ya sea de tipo 1 o de tipo 2), más probabilidades tendrá de sufrir disfunción eréctil.

Sin embargo, la buena noticia es que el grado de control de los niveles de azúcar en sangre afecta realmente al riesgo de padecer disfunción eréctil. Se calcula que entre el 2% y el 12% de los hombres de 40 años padecen disfunción eréctil, pero ese porcentaje se eleva al 50% si sólo se tiene en cuenta a los que tienen un nivel alto de azúcar en sangre. La disfunción eréctil causada por la diabetes no siempre es un problema completamente reversible, pero sin duda puede mejorarla o hacerla menos probable siguiendo los consejos de su médico para controlar su nivel de azúcar en sangre.

4) Enfermedades del corazón, presión arterial alta y colesterol alto

La disfunción eréctil tiene una relación interesante con la salud del corazón del hombre. Hace tiempo que se sabe que cosas como la presión arterial alta y el colesterol alto pueden causar disfunción eréctil. Sin embargo, investigaciones recientes han demostrado que cuando los hombres sanos desarrollan una disfunción eréctil, a muchos de ellos se les acaba diagnosticando una enfermedad cardíaca menos de 5 años después. Por lo tanto, si tiene disfunción eréctil y no ha tenido ningún otro problema de salud, es posible que su médico le eche un vistazo a su corazón. Es posible que pueda prevenir el desarrollo de una enfermedad cardíaca si detecta los signos de advertencia a tiempo.

5) El tabaquismo

El tabaquismo y el consumo de tabaco están relacionados con muchos problemas de salud, incluida la disfunción eréctil. El consumo de tabaco disminuye el flujo sanguíneo en todo el cuerpo. Esto incluye los vasos sanguíneos del pene del hombre. Si el suministro de sangre disminuye allí, se hace mucho más difícil lograr y mantener una erección. Afortunadamente, esto es reversible. Si deja de fumar, notará que sus erecciones mejoran.

Dejar de fumar puede ser difícil, pero nunca es demasiado tarde para intentarlo. Incluso si ya ha intentado dejar de fumar antes, siempre hay ayuda a mano. ¿Es hoy el día?

6) Efectos secundarios de la medicación

Hay una serie de medicamentos, tanto de prescripción como de otro tipo, que pueden contribuir o causar disfunción eréctil. Entre ellos se encuentran algunos antidepresivos, algunos medicamentos para la presión arterial, algunos antihistamínicos, algunos medicamentos para el reflujo ácido y los analgésicos opiáceos. No obstante, esta lista no es exhaustiva, por lo que si tiene dificultades con la erección y ha empezado a tomar recientemente un nuevo medicamento, pregunte a su farmacéutico o al médico que se lo recetó si ambas cosas podrían estar relacionadas.

Tenga en cuenta: Beber demasiado alcohol y consumir drogas recreativas también pueden causar problemas de erección.

7) Problemas de salud mental y ansiedad por el rendimiento

Probablemente haya escuchado antes la frase “la mente sobre la materia”. Pues bien, en lo que respecta a la disfunción eréctil, el cerebro desempeña un papel importante en la capacidad de lograr y mantener una erección. Si está bajo estrés o tiene problemas con su salud mental, su cerebro puede tener problemas para crear conexiones nerviosas y liberar las hormonas responsables de provocar una erección. Algunos ejemplos de estos factores de estrés son la depresión, la ansiedad, las dificultades en las relaciones, el dolor, ver demasiada pornografía e incluso la ansiedad por el rendimiento en el dormitorio (piense en los nervios de la primera vez). Estos factores son manejables y potencialmente reversibles con el apoyo o el tratamiento adecuados.

8) Inflamación de la próstata y cáncer de próstata

No debería sorprender que una próstata poco saludable pueda provocar una disfunción eréctil. La próstata es la responsable de crear uno de los componentes del semen. Aunque la hiperplasia prostática benigna (HPB) no provoca disfunción eréctil, los medicamentos utilizados para tratarla sí pueden hacerlo. Por otro lado, la inflamación crónica de la próstata o el cáncer de próstata pueden provocar una eyaculación dolorosa y dificultad para lograr una erección. Asegúrese de hablar con su médico si tiene problemas conocidos de próstata y experimenta disfunción eréctil.

9) Infecciones de transmisión sexual (ITS)

Una pregunta habitual de los hombres es si las infecciones de transmisión sexual (antes conocidas como ETS) pueden provocar disfunción eréctil. La respuesta corta es que sí. Ciertas ITS, como la clamidia, la gonorrea, el VIH no tratado y la hepatitis vírica, pueden causar a veces infecciones en la glándula prostática. Si esto ocurre, es posible que tenga síntomas de disfunción eréctil.

La mayoría de las veces, si se trata la infección de la próstata y se toman medidas para controlar las ITS, los problemas de disfunción eréctil se resolverán también. Sin embargo, si la infección de la próstata no se trata, puede causar daños permanentes, por lo que es mejor acudir al médico cuanto antes.

10) Baja testosterona

Se calcula que 1 de cada 4 hombres tiene niveles de testosterona inferiores a los normales, también conocidos como T baja. La T baja provoca todo tipo de problemas de salud masculina, como la caída del cabello, el insomnio, el bajo deseo sexual y la disfunción eréctil. Cuanto más bajo sea el nivel de testosterona, más síntomas podrá experimentar. Esto es muy fácil de identificar con un simple análisis de sangre, y se puede controlar con medicamentos. Una vez que los niveles de testosterona se normalizan, la mayoría de los hombres notan que los síntomas de disfunción eréctil mejoran o desaparecen por completo.

Tenga en cuenta

Aunque estas son las causas más comunes de la disfunción eréctil, algunos hombres pueden sufrirla por otros motivos. Hay que saber que, independientemente de la causa, existen varias opciones de tratamiento. Lo más difícil para la mayoría de las personas es iniciar la conversación con su médico. Pero, al trabajar con un proveedor de atención médica, puede encontrar un régimen que funcione para usted y le ayude a recuperar esa parte de su vida. Hay una respuesta para casi todo el mundo.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.